Javier Orozco | Columnista, Abogado

Antena / Preponderancia y Covid, no se pueden ocultar

El sector de las telecomunicaciones en México se encuentra ante la asonada que genere el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) si resuelve otorgar libertad tarifaria al agente económico preponderante en telecomunicaciones (AEP), sería inconstitucional, anticompetitivo y vendría a afectar a los usuarios en el mediano plazo, y dañaría la imagen de México hacia la inversión extranjera en este sector.

Incluso como ha sucedido en el sector energético que, congresistas americanos se acercaron al Presidente Biden para solicitar que México cumpla sus compromisos con el T-MEC del mismo modo puede ocurrir en el ámbito de telecomunicaciones si el IFT insiste en darle libertad tarifaria al AEP, ya que igualmente se violaría el mismo Tratado.

Sobre este tema ha trascendido el estudio del Dr. Andrés Aradillas, economista de la Universidad de Pennsylvania, donde claramente explica que el IFT parte de la premisa equivocada de que otorgar libertad tarifaria al AEP en ciertas regiones no impactaría a otros mercados y regiones del país.

El analista considera que el regulador omite reflexionar que las telecomunicaciones es una economía de redes interconectadas entre si aunado a que existe evidencia estadística sólida de interdependencia entre mercados geográficos, por lo que cualquier incremento del poder del AEP en un mercado regional podría generar un incremento agregado varias veces mayor en la participación nacional del AEP, por lo que concluye señalando que en México no se cuentan con las condiciones para otorgar la libertad tarifaria en ningún conjunto de regiones o mercados.

Por lo que, el IFT se juega su historia y reputación como órgano regulador, en la decisión que adopte en este tema, sería devastador para la competencia otorgar la libertad tarifaria.

Resulta inverosímil que el IFT proponga algo así, sus propias cifras señalan, por ejemplo, en materia de asignación de espectro por operador de servicios móviles, que hoy en día el AEP tiene el 43 por ciento del espectro, mientras que Altan en asociación con el Gobierno enfrenta problemas financieros para explotar la banda 700 y la participación de Telefónica va a la baja.

Si bien la asignación de espectro creció por las licitaciones de las bandas 1.7, 2,1, y la banda 700, se puede afirmar que no mejoró la distribución del espectro por operador. La preponderancia ahí está, es como querer negar que no existe COVID-19.

Interferencias

En la mañanera del 16 de julio de 2021, un personero de la AMARC más que a manera de pregunta hizo una petición para que el gobierno apoye a las radios comunitarias, aludiendo que ellas transmiten la mañanera, en suma: quieren más presupuesto.

Además, dicen que tienen los mismos gastos que una estación comercial, lo que olvidan decir es que no pagan por la concesión, los derechos anuales se les reducen, se les donan equipos y no tienen la misma carga regulatoria que la industria de la radio, además de que muchas de ellas operan en la clandestinidad. El Presidente dijo se les apoyara.

Comparte este contenido

Double Column Posts

Double Column Posts Subtitle

Corte regresa facultades al titular del IFT

La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) invalidó la reforma al estatuto del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) que impide al presidente del órgano autónomo nombrar a altos funcionarios. El máximo tribunal determinó que esa modificación, realizada en 2020, viola la división de...

WhatsApp chat